Inicio // Ana María Balarezo asesoría en Feng Shui

Se encuentra usted aquí

FENG SHUI MANDALAS PARA SANAR

Uso del arte en Feng Shui   LOS MANDALAS

Fuente: Recopilación varios libros

El arte ha tenido, desde siempre, un papel primordial en el FENG SHUI, que aconseja qué tipos de obras de arte colocar en cada rincón de la casa, dependiendo tanto del sector en que se ubique la obra de arte como del uso al que se destina la habitación, y también de los efectos que uno desea conseguir en cada momento...

El Mandala es un círculo “mágico” con efectos relajantes que actúa sobre nosotros armonizando nuestro mundo interior con el exterior.  Los Mandalas están inspirados en la naturaleza, reproducen sus simetrías y sus colores en una estructura con forma de círculo, el patrón Mandala por excelencia. Es la forma geométrica más perfecta, usada durante milenios para ilustrar la totalidad y la verdad.

SE PUEDE DECIR, QUE HAY TANTOS MANDALAS como individuos en el mundo y, sin embargo, en esencia, todos son iguales.

Con los Mandalas podemos activar nuestros Chacras que son los puntos de energía que tenemos en nuestro cuerpo.   Al abrir nuestros Chacras curamos nuestras  enfermedades y encontramos  el balance en nuestro Ser.

Existen para la Suerte y Protección, para el Amor, Fortuna y Abundancia, para los 5 elementos, para la relajación, para la transformación, Signos zodiacales, Matrimonio, Sanación y muchos, muchos más….

Los Mandalas son portátiles para poderse usar en cualquier lugar donde nos encontremos y queramos enviar estimulo positivo para algún fin especifico.


En la cultura occidental, fue Carl G. Jung quien los utilizó en terapias con el objetivo de alcanzar la búsqueda de individualidad en los seres humanos. Según sus investigaciones, los Mandalas representan la totalidad de la mente, abarcando tanto el consciente como el inconsciente y el arquetipo de estos dibujos se encuentra firmemente anclado en el subconsciente colectivo.

* Arquetipo:  Es el patrón ejemplar del cual otros objetos, ideas o conceptos se derivan. (Wikipedia).

Veamos algunos ejemplos:

MANDALA PARA  LOS MIEDOS

Es un Mandala energético y equilibrador.

Las líneas principales vienen del centro y radian hacia afuera.
Conecta el mundo terrenal con el sagrado y simboliza la energía.
Es ideal para cuando nos tenemos que enfrentar a una tarea muy difícil en el trabajo, o cuando la inseguridad y la desconfianza se apoderan de nuestro ser.
Se puede utilizar como Mandala infantil. Mientras se pinta en el subconsciente desaparecen los problemas y de esta forma las respuestas de reacción a estados emocionales negativos desaparecen poco a poco

 
MANDALA PARA LA AUTOESTIMA

Representa la conciencia de nosotros mismos, de nuestra identidad.
Ayuda a  dar energía  en  el cuerpo y a ganar autoestima.
Nos ayuda también a descubrir el don divino que todos los seres humanos poseemos de crear cosas hermosas.
Sirve para esos momentos en que nos sentimos improductivos, poco originales y rutinarios.
Ayuda a los niños en el desarrollo de sus procesos de comunicación.

 

COMO DECIAMOS ARRIBA EXISTEN LOS MANDALAS QUE NOS AYUDANA TENER ABIERTOS NUESTRAS CHACRAS/CHACKRAS

 
¿CÓMO APROVECHAR UN MANDALA PARA MEDITAR Y SANAR NUESTRO CUERPO?
Para meditar con tu Mandala, basta con ponerlo en frente de ti, a la altura de tus ojos a una distancia de aproximadamente 80 cm. En un ambiente tranquilo, en completo silencio o con música relajante. Fija tu mirada en el centro del mismo pero a la vez observando el "todo", intentando pestañear lo menos posible (con la vista algo fuera de foco). Deja que tus pensamientos fluyan sin aferrarte a ellos. La persona que está meditando tiene que situarse en el centro del Mandala pensando que se relaciona integralmente con el intrincado diseño del Universo.


Al cabo de dos o tres minutos podrás observar cómo los colores y las formas comienzan a "brillar"; al continuar unos minutos más, empezarás a sentir cómo la energía actúa en todo tu cuerpo, incluso alterando estados de conciencia.

Verificarás una purificación directa a través del lagrimeo de tus ojos, debido a la fuerza de los intensos colores y de las formas.

El tiempo para meditar con tu Mandala es relativo;  Puedes visualizarlos entre 10 a 15 minutos.  Los efectos terapéuticos comienzan a producirse casi inmediatamente desde que tenemos un contacto visual profundo con el mismo. Sería conveniente meditar unos quince minutos diarios; cuanto más tiempo, mejores resultados dará.

 

Esta es una pequeña introducción a los Mandalas, más adelante les aportaré más datos sobre los distintos Mandalas que existen y sus  significados a medida que siga leyendo un libro maravilloso que me regaló mi hijo.  del Autor David Fontana.
Con Cariño,
Ana María Balarezo
Especialista en Feng Shui
Lima - Perú

Comentarios

Excelente y muy sanador....espero mas mandalas jejejeje x k los practicare todos......gracias de verdad <3

Espero que surtan efecto, gracias.

Muy lindos, muy interesantes me encantato esta información, me parece hermosos los Mandalas....gracias AnaMaria, un besote amiga, Luzmila A. Zuniga

hola ana maria por favor enviame una mandala para sanar tenego 280 elevada el azucar quiero sanar mi cuerpo sin medicamentos ayudame me urge de antemano muy agradecida u r g e n t e me encantan las mandalas ....

Añadir nuevo comentario

Datos Personales

  Ana Maria Balarezo

Asesoro Hogares empresas, oficinas y negocios en general con la ciencia del Feng Shui para lograr la armonía en tu entorno.
Ver todo mi perfil

Hazte fan, siguenos



SUSCRIBIRSE

BLOGGER 

Todos los Derechos Reservados 2013 / Ana María Balarezo